Inicio Colabora Principales problemas de emprender con un socio

Principales problemas de emprender con un socio

1992
6
Compartir

Las sociedades son, sin duda, una de las razones de éxito de los negocios en la mayoría de los casos. Además que hay un tema de habilidades compartidas, también hay gastos compartidos por lo que emprender puede hacerse un proceso más sencillo si se cuenta con ayuda.

Pero no todo es color de rosa. Las sociedades pueden traer muchos problemas que se pueden evitar si se siguen las siguientes recomendaciones.

Compartir capital

En un mundo perfecto, al compartir capital tu socio te acompañará hasta el fin de los tiempos y no huirá con ello. Pero como se trata de seres humanos que pueden cometer errores, es mejor que en el contrato se especifique muy bien que se compartirán también los gastos. De esta manera ambos socios tienen un compromiso.

Socios por conveniencia

Está claro que en toda sociedad hay intereses de por medio. Ya sea intelectuales o económicos, siempre hay algo que motiva la sociedad. Lo que no está bien es que se haga porque no hay capital para contratar a la persona y se decide hacer una sociedad para obtener el talento de él. Mejor que una sociedad, en este caso, es un contrato laboral y que la relación tenga fecha de caducidad por si algo termina mal.

Todo legal

Para evitar problemas es mejor que todos los términos y condiciones de la sociedad queden escritos y legalizados por un contrato que respalde a cada uno de los socios del proyecto. Recuerda que las palabras se las lleva el viento.

Delimitación de obligaciones

Es bueno que a la hora de llevar a cabo un proyecto se determinen las obligaciones y responsabilidades de cada uno de los socios, por escrito, para que todos sepan lo que deben hacer y no hayan confusiones.

Debe haber un jefe

A la hora de hacer una sociedad es importante que exista un jefe. Alguien que lleve el control del negocio y las riendas de la sociedad. Puede ser una sociedad 60/40 para que el que tiene mayor porcentaje se encargue del liderazgo.

Fuente: Entrepreneur

 

6 Comentarios

Deja un comentario