Inicio Blog 7 pasos para armar una carpa

7 pasos para armar una carpa

11109
0
Compartir

[mp3t play="Play" track="[email protected]"]

Acampar parece de lo más sencillo, pero hay que saber armar y usar tu carpa. Recuerda que aunque pesen, son muy necesarias porque la calidad de tu sueño dentro de la carpa determina cuánta energía recuperarás.

1. Dónde armar la carpa: escoge un lugar plano y resguardado del viento. lanza un poco de tierra al aire y verás la dirección del viento. No ubiques la puerta directamente hacia la dirección del viento o se te inflará la carpa e intentará levantarse arrancándose del suelo. La carpa debe romper eficientemente el viento y tener las puertas a los lados.

2. Ten en cuenta el viento: el viento puede cambiar en el día y en la noche, y por lo general lo hace de sentido y no de dirección (norte a sur se convierte de sur a norte, por ejemplo). Si el viento es demasiado fuerte quizá lo mejor sea colocarla con sus esquinas alineadas en forma romboide (la mayoría de carpas son cuadradas o iglú) y el viento ingresará por las esquinas circulando hasta el final sin inflarlas. Esto depende del modelo de tu carpa.

3. Ancla tu carpa: todas las carpas vienen con piezas que se entierran para fijarla al suelo. A veces si el viento es muy fuerte igual correrá peligro de deformarse o que se rompan las varillas, para esto introduce las mochilas de inmediato y colócalas en las esquinas donde azota más el viento.

4. Cierra de inmediato: así evitas el ingreso de insectos. Si hace mucho calor recuerda que toda carpa tiene dos pieles en las puertas, una malla que evita los insectos pero permite el paso del aire y la otra lisa que no permite el ingreso del aire.

5. Colocación del toldo: aquí es donde la mayoría comete el error más grande… dejar el toldo pegado a la carpa. verás, la carpa más común tiene dos partes, su cuerpo principal y un toldo. Arma la carpa y ténsala, asegúrala bien. luego coloca el toldo y ténsalo de forma que no se mueva ni azote

6. Usa aislante: los aislantes son las colchonetas sintéticas que se colocan bajo tu sleeping, estas evitan que lo húmedo o frío del suelo llegue a tu espalda. Algunas poseen cubiertas metalizadas, deja esta parte hacia arriba para que refleje tu calor.

7. Posición de las mochilas: si hace mucho frío coloca las mochilas justo en las paredes que reciben la menor temperatura y viento, así evitarás el contacto directo en la espalda. Mantén ordenada tu carpa por dentro. te sorprenderás la cantidad de veces en que debes desarmar por emergencias y entre más orden más fácil será.

Deja un comentario