Inicio Historias Three Wishes, el proyecto de una niña de 11 años

Three Wishes, el proyecto de una niña de 11 años

75
0
Compartir

Inspirada en su madre, quien asiste a cientos de pacientes en centros médicos diferentes; Ruby Kate, una niña de 11 años de edad; está ganando corazones por su misión mágica de conceder deseos a los pacientes de hogares de ancianos, a través de Three Wishes.

Three Wishes, el proyecto de una niña de 11 años que ha recaudado 50.000$ para los mayores necesitados

 

Luego de pasar sus pasadas vacaciones de verano ayudando a Amanda, su madre; (enfermera geriátrica quien asiste a docenas de pacientes, en cinco centros de enfermería diferentes en Harrison, Arkansas), Ruby continuó visitando esos centros, durante los fines de semana.

Así, un día le preguntó a una mujer en silla de ruedas; por qué estaba mirando a través de las puertas de cristal. Su respuesta, rompió el corazón de la niña. La anciana miraba cómo se alejaba su perro, de unos 12 años; pues un amigo acababa de llevárselo de visita y la mujer se quedó afligida porque no sabía cuándo lo podía volver a ver.

De inmediato, la niña comprendió su dolor, pues ella también ama a los numerosos perros que posee. Tenía claro que conseguir que un voluntario lleve, con mayor frecuencia, a los perros de los residentes con mayor frecuencia, hacía falta dinero que los residentes no tenían.

¿Cómo empezó el proyecto?

Con un lápiz y un papel, entrevistó a cada residente y les pidió a cada uno que le dijeran  tres cosas que desearían en ese momento. Sus respuestas la sorprendieron por su simpleza: nadie pedía coches de alta gama, ni dinero. Hubo uno que pidió unos pantalones que le ajustaran bien,;otro dijo que hacía más de ocho años que no probaba unas fresas. Otros dijeron que querían un teléfono porque no hay ninguno en sus habitaciones y se sienten solos...

Pensando en cuántos residentes no podían costear el gasto de esas pequeñas cosas que les alegrarían la vida; Ruby Kate comenzó el proyecto 'Three Whishes for Ruby's Residents'. Y, con la ayuda de su madre, abrieron una cuenta de GoFundMe para ayudar a pagar esos deseos.

Hasta ahora, la cuenta, que ya ha superado la meta de recaudación de 40. 000 dólares; cuenta con más de 55 000 dólares. Con los cuales se satisfacen los deseos de cinco residencias y se apoya a una voluntaria de 74 años de edad, quien afirma que ha recuperado la alegría vivir, siendo útil para otras personas.

Gracias al éxito de su iniciativa, tanto Ruby como Amanda, no dejan de crear nuevas iniciativas. Así, recientemente, lanzaron la "Operation Happy Meal", con la que hicieron realidad el deseo de 100 residentes de comer hamburguesas y papas fritas gratis.

REDES

https://www.facebook.com/3wishesforrubysresidents/

Deja un comentario