Inicio Historias Robbie Cabral, exitoso emprendedor, con BenjiLock

Robbie Cabral, exitoso emprendedor, con BenjiLock

445
0
Compartir

Robbie Cabral nunca se imaginó que al enfrentar el sobrepeso que había adquirido producto de la crisis emocional que sufría al hallarse desempleado; lo convertiría en el ganador del premio CES 2017, a la innovación; en el Consumer Electronics Show; la Feria Electrónica de consumo, más importante del mundo; con su invención, Benjilock: el primer candado inteligente con lector de huellas dactilares.

¿Cómo llegó Robbie a la idea del BenjiLock?

Robbie es un licenciado en mercadeo, que emigró de Santo Domingo a Los Ángeles, Estados Unidos. A su llegada, se desempeñó en su área profesional en una empresa de audífonos. Más tarde, decidió incursionar en el área inmobiliaria y pasó a trabajar en una compañía de bienes raíces. Sin embargo, a los seis meses fue despedido; fecha que coincidió con el nacimiento de su hijo.

A pesar de la alegría que la llegada de su bebé le produjo, la preocupación por no poder aportar ingresos al hogar lo llevaron a caer en un estado depresivo y a adquirir un sobrepeso importante. Fue entonces cuando decidió ingresar a un gimnasio; decisión que le cambiaría la vida.

Precisamente, en sus visitas al gimnasio, observó el manejo que las personas les daban a los candados y los problemas que tenían con ellos. Algunos, empleaban candados con bluetooth, que frecuentemente fallaban. Otros, empleaban el típico candado con llave la cual olvidaban dentro del casillero o extraviaban con facilidad. En fin, siempre alguien tenía algún percance con su candado.

Pensando cómo resolver estos problemas se le ocurrió empezar a trabajar en la fabricación de un candado que funcionara de forma híbrida: con la huella digital y una llave tradicional.

Entonces, investigó si ya existía un invento similar en los registros de patentes y no encontró nada. Como estaba desempleado, se dedicó a llevar su idea a compañías reconocidas, fabricantes de candados. Pero ninguna mostró interés. Así que decidió continuar sin su ayuda. Contactó a un abogado para patentar su idea y a un ingeniero que lo ayudó con el funcionamiento del aparato recargable, al que bautizó BenjiLock.

Meses más tarde, presentó su invento en el prestigioso programa televisivo “Shark Tank” donde consiguió una propuesta de inversión de 200 mil dólares; para producir, en serie, su innovador candado.

REDES

https://www.facebook.com/benjilockofficial

https://www.instagram.com/benjilockofficial/

@BenjiLock

Deja un comentario