Inicio Blog Cuidado con el peso de los bultos o mochilas

Cuidado con el peso de los bultos o mochilas

648
0
Compartir

Los investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Santiago de Compostela llevaron a cabo un estudio del peso de las mochilas de 1.403 niños y adolescentes de entre 12 y 17 años en 11 colegios en el norte del país.

Encontraron que muchas de las mochilas estaban "excesivamente cargadas" con un peso que excedía regularmente entre el 10 y 15% del peso corporal del niño.

El estudio publicado en Archives of Disease in Childhood (Archivos de Enfermedades Infantiles), habla del vínculo entre estas cargas excesivas y el riesgo de sufrir dolor de espalda u otros trastornos vinculados.

Los investigadores señalan que los niños no deben cargar en la espalda nada que supere el 10% de su peso corporal, es decir, si el niño pesa 10 kilos no debe cargar nada que pse más de 4 kilos.

Para el estudio se tomaron mediciones de los participantes en dos ocasiones: una con abrigos y otros artículos, como teléfonos móviles, llaves, monedas, además de la mochila, como solían cargarla normalmente, y la segunda vez se les pesó sin la mochila.

También se midió la altura y se obtuvo información de los maestros sobre el estilo de vida de los niños, sus actividades deportivas, las actividades sedentarias en su casa y sus problemas de salud, incluídos trastornos de la columna o la presencia de dolor de espalda durante más de 15 días en el año previo.

Las mediciones indicaron que más de 61% de los alumnos cargaban mochilas que superaban el límite indicado y uno de cada cinco (18%) llevaban una mochila que pesaba 15% de su peso corporal.

Uno de cada cuatro alumnos (26%) se había quejado de dolor de espalda el año anterior, de los cuales 70% habían recibido un diagnóstico de escoliosis o curvatura de la columna, seguido de dolor de la espalda baja y contracciones musculares contínuas e involuntarias.

Se observó que las niñas mostraron más riesgo de estos problemas que los niños y que el riesgo parecía incrementar con la edad.

Revisa el bulto de tu hijo, de ser posible, pésalo, no permitas que un exceso de peso pueda ocasionar un posible daño en su columna posteriormente.

Fuente: bbc.co.uk

Deja un comentario